La tecnología Gorilla Glass de Corning llega al sector del automovil, en concreto a los parabrisas. Este material reducirá el peso del vehículo, en 6 kg aproximadamente, y tendrá un impacto positivo en la aceleración, en el consumo de combustible y en el rendimiento de la frenada.

El primero en incorporar esta tecnología en sus parabrisas, será el Ford Gt 2016, el nuevo deportivo de Ford. El parabrisas delantero y la luneta trasera del Ford Gt contarán con esta tecnología, así como la cubierta del motor. Las ventanas laterales del GT, por ejemplo, están hechas de cristal templado ya que se rompen en pequeños trozos y no cuentan con una capa de plástico que podría impedir que alguien saliera del vehículo en caso de un accidente.

El Gorilla Glass de Corning es más duradero y un 30% más ligero que el cristal tradicional,  contribuyendo a una mejora de la maniobrabilidad del vehículo, una mejor eficiencia de combustible y un menor riesgo de daños en el cristal.

Paul Linden, ingeniero exterior de chasis de Ford: “Durante el desarrollo, probamos con diferentes variaciones de cristal antes de encontrar una combinación que redujese el peso y contase con la resistencia necesaria para un cristal exterior para uso de automoción”

gorilla glass 2

El principal problema para que esta tecnología Gorilla Glass de Corning llegue a un utilitario, está en su precio, ya que el coste  de producción se incrementa en unos 3.5 euros por 450 gramos de peso. Aún así Ford no descarta que poco a poco se incluya esta tecnología en otros modelos de su marca.

ford gt 2016

Foto portada: AP Photo/Carlos Osorio

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here