Un nuevo análisis llega a La Web del Gadget de la mano de Vayava, se trata del Xiaomi Redmi 3s. Un gama media-baja con muchos aspectos positivos que no te dejará indiferente. Lo amarás o lo odiarás. Con una interfaz similar a los iPhone pero basado en Android 6.0.

Vídeo-review y unboxing Xiaomi Redmi 3S

https://www.youtube.com/watch?v=9wYK1x6VGTU

Nos encontramos ante el packaging sencillo y típico de Xiaomi, su caja blanca con la foto del dispositivo en los diferentes colores disponibles, el logo y el nombre (en chino), en la parte delantera. En la parte trasera de la caja, las especificaciones.

xiaomi redmi 3s

Abrimos la caja y encontramos el smartphone Xiaomi Redmi 3s, el manual y la documentación junto con el “alfiler” para abrir la bandeja de la SIM dentro de la pequeña cajeta de cartón. Una vez lo levantamos, aparece el cable mciroUSB a USB y el adaptador a la corriente. Como el conector no está adaptado a los enchufes españoles, la tienda nos facilita el accesorio para ello.

Especificaciones

Pantalla5,0 pulgadas HD IPS (1280×720 píxeles) 320 dpi
ProcesadorQualcomm Snapdragon 430 octa-core, 64 bits (4×1.4GHz + 4×1.1GHz)
GPUAdreno 505
Memoria RAM2 GB LPDDR3
Almacenamiento16 GB eMMC5.1 ampliable mediante microSD
Cámara trasera13 megapíxeles, flash LED, f/2.0
Cámara frontal5 megapíxeles, f/2.2
Batería4100 mAh
Conectividad LTE, WiFi, GPS, A-GPS, Bluetooth 4.0, acelerómetro, giroscopio, sensor de luz, sensor de proximidad, led de notificaciones, jack 3.5mm, microUSB, Radio FM
Otras funcionesDual SIM, Lector de huellas
Dimensiones139,3 x 69,6 x 8,5 mm
Peso144 gramos
Sistema operativoMIUI 7 basado en Android 6.0
Precio144€

Con estas especificaciones estamos ante un gama media-baja al que se le presupone un gran rendimiento y una duración de su batería bastante buena. 

Diseño

Sin duda estamos ante un terminal con un diseño muy bonito. Nuestra unidad en color dorado, luce espectacular. Con un tamaño compacto se siente muy bien en la mano, es cómodo y no muy pesado.El cuerpo de este Xiaomi Redmi 3S es metálico, en el que se aprecian diferentes partes para las zonas superior e inferior traseras, los bordes con un marco decorativo en plateado y la parte delantera. La carcasa trasera no es extraible.

En la parte frontal se sitúan los sensores de proximidad y luz junto con el auricular de llamadas y la cámara frontal. En su parte inferior apreciamos los botones de home, menú y atrás incluidos en el marco, sin “desperdiciar” así zonas del smartphone al dejarlas sin usar. Además, en el botón home se encuentra el LED de notificaciones. Los marcos alrededor la pantalla son normales, sin ser excesivos tampoco son de los más “finos”.

En la parte trasera aparece la cámara principal con el flash LED, el sensor de huelllas y en la zona inferior, el altavoz multimedia por debajo del logo de Xiaomi. Una ubicación que hace que al tener el smartphone sobre una superficie, se tape el altavoz interfiriendo en el sonido.

En cuanto a los bordes, en la izquierda tenemos la bandeja para la SIM (dual SIM, tarjeta microSD), en la derecha botón de volumen y bloqueo/desbloqueo. En el superior la conexión jack 3.5mm, el micrófono de cancelación de ruido y el sensor de infrarrojos. Mientras que en la zona inferior queda el micrófono y la conexión microUSB.

Tanto el lector de huellas como los botones quedan accesibles a la hora de pulsarlos.

Pantalla

El Xiaomi Redmi 3S, tiene un display de 5 pulgadas HD IPS con una resolución 1280×720 píxeles y 320 dpi. Sin duda una resolución más que buena para este tipo de dispositivos, a lo que unido a su tamaño hará que se visualice con una mayor nitidez.

xiaomi redmi 3s

El rango de brillo es amplio con una transición suave sin cambios bruscos. El nivel máximo de brillo es suficientemente alto. A plena luz si aumentamos el brillos se visualiza la pantalla de forma más que correcta. Como la mayoría de smartphones, cuenta con la opción de brillo automático. Tiene un modo de lectura mediante el que se reduce el brillo del fondo de pantalla y se pueden seleccionar las apps con las que queremos que se active.

En cuanto a los colores y saturación, también podemos elegir. Entre tres opciones de color: cálido, estándar y fresco; y dos de saturación: Brillante o estándar. Por defecto viene determinado en color y saturación estándar.

xiaomi redmi 3s

La pantalla se desenvuelve muy bien con colores vivos y buen contraste, a pesar de su menor definición. En cuanto a los negros, se ven reales y no en tonos grises como les suele suceder a otras pantallas de terminales similares. Los ángulos de visión son buenos.

El deslizamiento y la respuesta táctil son rápidos y suaves. En líneas generales y en relación con el tipo de terminal y el precio, estamos ante una gran pantalla.

Software y rendimiento

El Xiaomi Redmi 3s, lleva un procesador Qualcomm Snapdragon 430 octa-core de 64 bits. Con cuatro de sus núcleos a 1.4GHz y los otros cuatro a 1.1GHz. La GPU que lo acompaña es un Adreno 505. En cuanto a las memorias, este terminal en específico tiene 2 GB de RAM y 16 de almacenamiento interno ampliables. Aunque existe la versión superior con 3 GB de RAM.

La suavidad y rapidez en los desplazamientos, la multitarea, la fluidez de movimiento entre menús, apertura de apps, funcionamiento del lector de huellas, etc. hacen de este terminal un gama media-baja con acabados premium que bien podría situarse en la gama media. Tiene un rendimiento excelente. En aplicaciones exigentes como Asphalt 3, no tiene problema incluso con varios coches en pista; en Google Earth, más allá de algún cierre repentino, su fluidez se agradece. Para acabar este apartado, con el juego N.O.V.A 3 que es bastante exigente, podremos jugar con un resultado aceptable pero sin llegar al 100% de su potencial, ya que en ocasiones encontramos pequeñas ralentizaciones.

xiaomi redmi 3s

Interfaz

El sistema operativo de este Xiaomi Redmi 3S se basa en Android 6.0 pero con su capa de personalización propia MIUI 7. Esta capa hace que la interfaz nos recuerde mucho a un iPhone y por ello puede ser amado u odiado. Ya que el usuario medio tiene experiencia con Android, al inicio puede resultar complicado adaptarse a esta nueva interfaz.

Deslizando en la pantalla inicial hacia abajo, se nos despliega el menú de notificaciones, y para acceder a los ajustes rápidos, debemos deslizar hacia la izquierda. Podremos cambiar las posiciones de los botones  desde “Notificaciones y barra de estado”. Sin duda esta es de las características más diferentes con respecto a Android de stock o de otras capas de personalización.

Sin caja de aplicaciones, vemos que están todas en las pantallas iniciales y con los iconos agrupados en carpetas. En el apartado de ajustes, podremos personalizar y configurar múltiples aspectos, como las notificaciones y barra de estado, fondo de pantalla, elegir otros temas, el tamaño del texto, pantalla de bloqueo y huella dactilar, botones… En la zona inferior, encontramos cuatro iconos de acceso directo, podemos cambiarlos por otros e incluso añadir uno más para tener un total de 5 accesos directos.

Si queremos otra forma de acceder a algunas funciones, podemos seleccionar en Ajustes adicionales, menú de accesos directos, Bola Flotante.

También nos permite bloquear automáticamente la pantalla cuando lo pongamos en el bolsillo y así evitar llamadas accidentales.

Cuenta con una característica específica, el modo niño. Podremos bloquear la entrada de SMS de apps instaladas y elegir cuáles queremos que estén accesibles en este modo. De esta forma, si le dejamos el teléfono a un niño/a podemos controlar lo que pueden o no utilizar.

Otra función a tener en cuenta es el “Modo a una mano“. Al activarlo reducimos la pantalla hasta las 4 o las 3,5 pulgadas, para tener todo accesible con la misma mano. La forma de acceder a ella es muy sencilla, hay que deslizar el dedo desde el botón Home hacia uno de los botones contiguos, en función de donde queramos la ubicación de la pantalla. Para salir, tan solo debemos tocar la parte que rodea a la pantalla pequeña.

Lector de huellas

En cuanto al lector de huellas, nos permite guardar hasta 5 huellas diferentes. Podemos aplicar nuestra huella a la pantalla de bloqueo, al explorador de archivos, para bloquear una aplicación o al modo niño.

El rendimiento del lector es bastante positivo, desbloquea bastante rápido y no hemos tenido ningún problema de reconocimiento.

Fallo en actualización

Remarcar que al encender el terminal, nos llega una actualización mediante OTA con la que hay que tener cuidado porque en este caso Xiaomi nos la lía. Una vez que actualizamos, al encender el Xiaomi Redmi 3S nos pide una contraseña, ¿cuál? no hemos conseguido adivinarlo, pero no es preocupante. Tras introducir múltiples veces una contraseña errónea, nos llega un aviso. Si seguimos poniendo la contraseña equivocada, el teléfono borrará los datos y se reiniciará. Por lo que tenemos que hacerlo unas cuantas veces hasta que automáticamente, se reinicia. Eso sí, los datos se perderán. Al iniciarse, tendremos MIUI actualizado.

Multimedia

Cámara

En líneas generales la cámara principal de 13 megapíxeles, flash LED y autofocus, se desenvuelve bastante bien para el tipo de terminal que tenemos entre manos. En situaciones de luz normal, las fotos son correctas, y con buena o mucha iluminación tiende a la sobreexposición, resultando “quemadas” zonas muy iluminadas, pero aún así, las imágenes se ven bastante bien. El autoenfoque también se comporta muy bien así como el enfoque manual, con una velocidad más que aceptable. La interfaz es muy sencilla, tan sólo tenemos que deslizar a izquierda o derecha para acceder al menú de modos y ajustes (deslizar a derecha) o al menú de filtros (deslizar a izquierda).

Los modos que acepta son: panorámica, temporizador, manual, enderezar, modo belleza, HHT y escena. En manual podemos cambiar el balance de blancos, la ISO y flash.

En ajustes podemos personalizar la información de la ubicación, sonidos de cámara, añadir fecha y hora a la imagen, mostrar cuadrícula, escanear códigos QR desde la cámara, ráfaga, tamaño de imagen (4:3 o 16:9) y calidad. Otros ajustes adicionales son la detección facial, la muestra de edad y género al hacernos un selfie, seleccionar las acciones de los botones de volumen, ajustes de autoexposición, contraste, saturación, nitidez y restaurar ajustes predeterminados.

En cuanto a filtros tenemos opción mono, vivo, antaño, desenfoque, ojo de pez, mosaico, amanecer, japonés, otoño, añil, normal y espejo.

La calidad de vídeo se puede elegir entre Full HD, HD y SD. En HD, el vídeo se comporta muy bien a lo que se suma la posibilidad de enfocar mientras grabamos.

La cámara frontal, con 5 megapíxel, es quizá el apartado más flojo de la cámara. Podemos utilizarla con unos resultados discretos.

La interfaz a pesar de ser bastante sencilla nos proporciona unos ajustes bastante completos. El apartado de la cámara, lo pasa con muy buena nota, sin duda se situaría en un gama media.

Sonido

El sonido del Xiaomi Redmi 3s no distorsiona y deja una sensación bastante buena incluso a máximo volumen en cuanto a calidad. En tema volumen, no es muy alto y nos encontramos con un problema debido a la ubicación trasera del altavoz. Al ponerlo sobre una superficie, el volumen baja drásticamente al taparse el altavoz, incluso con el volumen al máximo. Con algo más de la mitad del volumen, al dejarlo boca arriba, nos quedamos casi sin sonido.

Este apartado, nos deja un sabor agridulce. Buena calidad de sonido frente a poco volumen y mala situación del altavoz.

Batería

El Xiaomi Redmi 3s cuenta con 4100 mAh de batería lo que se traduce en 2 días de uso normal, sin ningún problema, pudiendo alargarlo o acortarlo en función de su uso. En cuanto al uso de pantalla estamos alrededor de las 4 horas y media.

Si además en ajustes nos vamos a Rendimiento y Batería, podemos mejorar estos datos. Dentro de “Energía” podemos seleccionar diferentes perfiles de batería, economizador, programar cambio de perfil, calendario de encendido y apagado del smartphone. Estos perfiles y funciones nos permiten ajustar el terminal a cada momento para alargar la duración, limpiando procesos en segundo plano de forma automática, desconectándose del WiFi y datos, desactivando funciones de red, apagando el terminal durante la noche…

Disponibilidad y precio

Está disponible en tres colores: gris, plateado y dorado. Su precio es de 144€ la versión de 2GB en la tienda online Vayava.es

Conclusiones del Xiaomi Redmi 3S

Un terminal que se acerca mucho a un gama media, con acabados premium. Una vez solventada la dificultad de la actualización y las primeras horas con la capa MIUI, nos demuestra todo su potencial.

Las sensaciones generales con este Xiaomi Redmi 3S van mejorando a cada minuto que pasamos con él. Su diseño, su rendimiento, la fluidez de los menús, el lector de huellas, la pantalla pese a no ser FHD y por supuesto el precio, destacan por encima de la mayoría de terminales de su mismo rango. Todo ello hacen de este terminal una muy buena elección para un usuario medio que esté dispuesto a explorar el mundo Xiaomi o que esté familiarizado con el entorno iOS (salvando las distancias). Hasta el apartado cámara nos ha parecido más que suficiente.

Por contra, el volumen del sonido, la ubicación del altavoz y el fallo en la actualización, son los puntos negros de este terminal. Aunque todo no podía ser perfecto, ¿o sí?.

Estamos ante un terminal muy bien equilibrado y con una estupenda relación calidad/precio.

Damos las gracias a Vayava, por la cesión de este terminal para su review.

Puedes comprarlo aquí.

xiaomi redmi 3s

Xiaomi Redmi 3S

144
Xiaomi Redmi 3S
8

Diseño

8.0/10

Pantalla

8.0/10

Software

7.5/10

Hardware

7.5/10

Batería

8.0/10

Cámara

7.5/10

Calidad/precio

9.5/10

Pros

  • Rendimiento
  • Fluidez
  • Acabados premium
  • Callidad/precio

Cons

  • Poco volumen
  • Ubicación del altavoz
http://lawebdelgadget.es/wp-content/uploads/2016/09/Xiaomi-Redmi-3S-analisis-portada-1024x576.jpghttp://lawebdelgadget.es/wp-content/uploads/2016/09/Xiaomi-Redmi-3S-analisis-portada-150x150.jpgMarco Chavez ChavezAnálisisDestacadoNoticiasSmartphonesMIUI 7,Xiaomi,xiaomi redmi 3s
Un nuevo análisis llega a La Web del Gadget de la mano de Vayava, se trata del Xiaomi Redmi 3s. Un gama media-baja con muchos aspectos positivos que no te dejará indiferente. Lo amarás o lo odiarás. Con una interfaz similar a los iPhone pero basado en Android 6.0.Vídeo-review y...
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •